¿Para qué se utilizan las salas de reuniones?

¿Para qué se utilizan las salas de reuniones?

Tenemos la concepción de que una sala de reuniones es un clásico espacio alargado, con una enorme mesa de juntas para altos directivos o accionistas de una gran corporación.

Pero actualmente existen distintos tipos de salas de reuniones, de diferentes tamaños para que se ajusten al número de participantes de cada encuentro, en instalaciones modernas y con el material audiovisual y técnico adecuado. Además, si éstas se encuentran en entornos profesionales, facilitan el acceso a servicios y materiales que en momentos puntuales se pueden necesitar: catering, material de oficina, línea telefónica, gestión de envíos…

Más allá de la sobriedad de las juntas de accionistas, las salas de reuniones se utilizan para:

  • Reuniones de trabajo: pequeños encuentros de equipos de trabajo para planificar o distribuir tareas
  • Reuniones corporativas: reuniones de los directivos de la compañía para la toma de decisiones o novedades estructurales
  • Desayunos de prensa: cada vez son más frecuentes las convocatorias de medios de comunicación especializados para presentar nuevos productos o resultados
  • Selección de personal: otro de los usos más comunes es para la realización de entrevistas a los candidatos a un puesto de trabajo

Pin It on Pinterest

Share This